La tormenta financiera y el crecimiento

Por: Rafael Pampillón Olmedo – Profesor del Instituto de Empresa
Articulo publicado en Portafolio
La tormenta financiera de verano que tanto ha preocupado y viene preocupando a los inversores en las últimas semanas puede traducirse en una fuerte caída en el crecimiento de la economía de Estados Unidos.
A ello se une el que las entidades financieras, tanto americanas como europeas, están poniendo exigencias más duras para conceder préstamos a las familias y a las empresas.
El razonamiento es el siguiente: una mayor debilidad de la economía americana puede provocar que este país comprara menos bienes y servicios nacionales y extranjeros.
Es decir, importara menos coches, ropa y maquinaria, afectando a las ventas de los grandes países exportadores como Alemania, India, China y Corea del Sur.

Details